martes, 6 de abril de 2010

Just like a Pill

Parezco una farmacia: tengo un stock de por vida de óvulos y antibióticos para combatir una incipiente infección urinaria. Igual, el haberme apestado fue pura y exclusivamente culpa mía.
Te cuento: reeesulta que en el fregor de la batalla, a mi se me dio por refregar el amiguito de mi amiguito por mi zona V, sacando así a pasear a los microbios. ¿Viste cuando estás en el momento haciendo algo y sabés que te estás mandando un cagadón? Bueno, yo podía visualizar a los bichos dándose un festín con mi vulvita.
Ojo, calavera no chilla, ¿quién me quita lo bailado? O debería decir "lo garchado"... Pero claro, después no la puedo pasar bien por un buen rato! Lo bueno es que puedo hacer el tratamiento sin distracciones, ya que esta noche el señor en cuestión se va de viaje por dos semanas, lo que me da tiempo suficiente para tragarme todas mis pastillitas, e incluso indisponerme antes de su regreso.
Lo único que puedo decirles, niños y niñas, es que siempre se cuiden para evitar esta clase de inconvenientes. Lo grave es que yo lo sé, pero no lo pongo en práctica... Haz lo que yo digo, y no lo que yo hago, ¿no?

Tomá: http://www.youtube.com/watch?v=Wi8_CsjCtCg

3 invitados dijeron...:

Burbuja dijo...

jaaajajajajajjajajaja
sabias palabras querida bella xD
es como tu dices y ya para la proxima vas a saber que no tenes q hacer cosas sin protesssion
un besouuu

Bella dijo...

Lo grave es que ya me ha pasado xD

¡No tropezarás 7 veces con la misma piedra!

Eli dijo...

Hay info que nunca sobra u.u
Por lo menos no se te hace tan complicada la recuperación, jaja, ¡suerte con eso!